Una Renta social municipal de Córdoba

Una Renta social municipal de Córdoba como un paso hacia la Renta Básica Universal en España.
RESUMEN.
La plataforma por la Renta Básica Universal de Córdoba (RBU), considera que un Derecho como la RBU debería implementarse como medida para combatir la desigualdad y ayudar a erradicar la situación de pobreza de un alto porcentaje de personas en nuestra ciudad.
Somos conscientes de la dificultad, complejidad, y el tiempo que esta medida conlleva, por ello proponemos que en tanto una RBU se hace posible políticamente, se ponga en marcha en la ciudad una ayuda mensual en forma de Renta social municipal de la Ciudad de Córdoba. Experiencias parecidas de Rentas sociales municipales las tenemos en La Coruña y Santiago de Compostela, y con gran implantación y recorrido en el País Vasco.
Proponemos que esta Renta sea estimulada, atendida y supervisada por un “Grupo de trabajo por la Renta Social” formado por; Ayuntamiento, Plataforma por la RBU y el Consejo del Movimiento Ciudadano. El presupuesto de dicha Renta debe aspirar a cubrir las necesidades básicas del mayor número posible de personas de nuestra ciudad que no tienen ingresos suficientes para afrontar sus necesidades vitales y que en Córdoba, desgraciadamente, es muy numerosa, por lo que es una obligación política y ética, dados nuestros tristes indicadores sociales, realizar un esfuerzo presupuestario importante para dar dignidad y garantizar el derecho a la existencia, de un buen número de personas de nuestra ciudad que no perciben otras rentas de organismos administrativos.
Además de la Renta social de la ciudad de Córdoba, proponemos que por parte del grupo de trabajo por la Renta Social, se busquen otros fondos para poner en marcha un proyecto piloto de RBU entre jóvenes de nuestra ciudad.

—————

La plataforma por la Renta Básica Universal de Córdoba (RBU), considera que un Derecho como la RBU basado en la justicia redistributiva, debería comenzar a implantarse como una medida social desde la Administración, para combatir la desigualdad y ayudar a erradicar la situación de pobreza de las personas en nuestra ciudad.
La RBU es un proyecto que cada día tiene más personas defensoras y que despierta una enorme curiosidad en una población que carece de proyectos de futuro ante la disminución del empleo y la crisis energética, y afecta especialmente a jóvenes y a mujeres, que debe servir para favorecer su libertad, frente a la actual sociedad patriarcal.
Andalucía ya tiene en marcha una Renta Mínima de Inserción que por ahora ha generado importantes frustraciones. Proponemos que desde la Administración Local se ayude a eliminar esas frustraciones y se avance en una sociedad donde quienes tienen más necesidades tengan opciones para superar sus problemas económicos aquí y ahora, en tanto se impone a nivel estatal una Renta Básica Universal e Incondicional.

Propuesta de una Renta Social Municipal de la ciudad de Córdoba.

La idea es que en los próximos años se ponga en marcha una ordenanza municipal que permita una ayuda mensual, durante un periodo mínimo de un año, con posibilidad de renovación, mientras la situación de insuficiencia de ingresos para afrontar las necesidades básicas persista, a familias y personas en situación de pobreza, exclusión o riesgo de estarlo. Estas acciones son posibles ya que la Ley 1Reguladora de las Bases de Régimen Local (LBRL) habilita directamente a los municipios con población superior a los 20.000 habitantes a ejercer la competencia de evaluación e información de situaciones de necesidad social y la atención inmediata a personas en situación o riesgo de exclusión social.

Para llevar a cabo nuestra propuesta proponemos crear un “Grupo de trabajo por la Renta Social” formado por; Ayuntamiento, Plataforma por la RBU y el Consejo del Movimiento Ciudadano, que tendrá por objetivo estudiar y realizar el proyecto,
hacerlo llegar a los consejos sectoriales afectados y eliminar o reducir los problemas que están presentes usualmente en los proyectos de Rentas Mínimas, como son el compromiso de seguir un programa de inserción social y la obligatoriedad de no recibir salario alguno.
Las personas receptoras de esta prestación serán elegidas entre aquellas que no accedan a otras prestaciones, como la Renta Mínima de la Junta de Andalucía.
La cuantía que perciba la persona, debe cumplir con el criterio establecido en Europa (que España incumple, aunque lo firmó) a través de la Carta Social Europea, que dice que ninguna prestación puede ser inferior al índice del umbral de la pobreza, que en nuestro país está en 674 €, en el último informe publicado.

Modelos implantados en otras ciudades.
Experiencias parecidas las tenemos en La Coruña y Santiago de Compostela, en la primera invierten 3 millones de euros (para una población de 240.000 habitantes aproximadamente) y en la segunda 1 millón de euros (para una población de 85.000 habitantes aproximadamente). Una ciudad como Córdoba, para llegar a ese nivel requeriría una inversión de casi 5 millones de euros anuales. También existen en Zaragoza y País Vasco.

Proyecto piloto de RBU para jóvenes.
Además de los fondos locales para una Renta social municipal deberíamos buscar otros fondos mediante impuestos, donaciones especiales y/o fondos de organismos internacionales, encaminados a que el Grupo de trabajo por la Renta social elabore un proyecto piloto de RBU para jóvenes durante los cuatro primeros años del próximo mandado municipal. El objetivo principal es hacer visible la RBU y sus consecuencias sociales en un sector especialmente sensible a la desigualdad económica y formativa.

Disponibilidad presupuestaria.
Nos enteramos cada año de que nuestro Ayuntamiento no ejecuta todo su presupuesto, cantidades de más de 20 millones de euros se han quedado cada año sin invertir. Entendemos que con este contexto no hay excusa para no acometer un programa como éste que además su monto podría ser incrementado a lo largo del ejercicio presupuestario si se ve que hay cantidades que no van a poder ejecutarse.

Plataforma por la RBU de Córdoba. Abril 2019.